sábado, 7 de agosto de 2010

DEFINICIÓN DE LOS VALORES

Etimológicamente el término proviene de dos voces griegas: “axios” que significa “valioso, estimable, digno de ser honrado”; y logos que significa “estudio, tratado o ciencia”. La axiología, entonces, se entiende como la disciplina filosófica que se ocupa del problema del valor, es decir, ¿Cuál es la naturaleza del valor?, ¿los valores, son de un solo modo, se dan de un solo modo o hay tipos de valores? ¿De qué manera existen los valores?

El hombre al relacionarse con su medio social, con su entorno, con el mundo, va a dar cuenta de él, va a tomar conciencia de él de dos maneras o de dos modos.

Acto o experiencia contemplativa
Es el momento en el cual el sujeto no se pone ni a favor ni en contra, sino sólo se da cuenta de la existencia de los objetos. Es en este momento donde se manifiestan los juicios de existencia.

Juicios de existencia: Es aquel juicio en el cual el predicado sólo se hace referencia a las características, a las propiedades primarias o secundarias del objeto. Ejemplo: En verano hace calor.

Acto o experiencia valorativa : Es el momento en el cual el sujeto se pone a favor o en contra del objeto, lo acepta o lo rechaza, se acerca o se aleja de él. Es en este momento donde se manifiesta los juicios de valor.

Juicios de valor: Es aquel juicio por el cual el sujeto manifiesta su aceptación o su rechazo con respecto a un objeto. Ejemplo: El Perú es un país maravilloso.

Elementos de la experiencia valorativa

Sujeto: Es la persona que de alguna manera se relaciona con el objeto y acepta o rechaza. Esta estimación está influenciada por los siguientes factores:

•Afectivo: Esta aceptación o rechazo del objeto según su valor, está influenciada por la relación afectiva que puede tener la persona con el objeto, o por los sentimientos que de alguna manera puede sentir con respecto al objeto que está valorando.

•Activo: Es el conjunto de necesidades, intereses, motivos, etc. Que dentro de su actividad van a orientar la valoración del sujeto.

•Intelectual: El acto valorativo no está determinado únicamente por la afectividad que presentamos o el deseo que tengamos, discernimos el valor de una cosa a través de un proceso racional, que es reflexivo, en e cual evaluamos por medio de nuestra capacidad racional los pro y los contra que hay en el objeto y con relación a los demás.
Con respecto a estos factores esta división es esquemática, sabemos que estos se encuentran interrelacionados y hacen referencia al contexto social en e cual el sujeto de la valoración se desenvuelve.

Objeto: Todo hombre, animal o cosa, es decir, todo objeto concreto; o toda situación, circunstancia o idea, es decir todo objeto abstracto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario